10 errores al contratar y cómo evitarlos - Microsip MICROSIP
MICROSIP

BLOG

10 errores al contratar y cómo evitarlos

Contratar al empleado equivocado puede resultar muy caro, no solamente por los gastos e indemnizaciones que tu empresa tendrá que cubrir, también por el tiempo perdido y el costo de realizar nuevas búsquedas.

Evita cometer los siguientes errores en tu próxima contratación:

  1. No identificar las necesidades de la empresa

Es común que los dueños de los negocios tengan una idea general de lo que quieren, pero no se detienen a pensar a detalle en la cualidades que el candidatos debe tener. Para encontrar a la persona ideal para un puesto, es necesario definir con claridad las habilidades y competencias que necesita tu empresa. Analiza qué formación debe tener, qué experiencia laboral debe acreditar, qué tecnología tiene que dominar.

  1. Suponer que contratar a alguien es la respuesta a todos tus problemas

Antes de contratar a un nuevo empleado, analiza si puedes lograr los resultados que necesitas, sin contratar a alguien más.

  1. No realizar pruebas de selección

Además de tomar en cuenta el curriculum y el desempeño del candidato durante la entrevista de trabajo, es muy importante evaluar con un especialista que la persona cuente con el perfil psicológico apropiado para el puesto. Entre más herramientas se involucren en el proceso de contratación, mejor.

  1. Conformarse con la primera opción

Aunque necesites urgentemente contratar a alguien, no elijas a la primera persona que más o menos pueda cubrir el puesto. Recuerda que puede no ser la mejor alternativa en el largo plazo.

  1. Contratar amigos o familiares

Aunque esta idea pueda parecer tentadora, primero debes evaluar a la persona como a cualquier otro candidato. Si te saltas este paso, te arriesgas a que la persona no cumpla con tus expectativas.

  1. Contratar a alguien sobre o subcalificado

Si contratas a alguien demasiado calificado para el puesto, probablemente pronto se desmotivará y permanecerá en la empresa temporalmente hasta que encuentre un mejor trabajo. Por otro lado, quien tiene una preparación por debajo de la necesaria, seguramente tendrá problemas para lograr un buen desempeño. En ambos casos, el costo para la empresa es muy caro.

  1. No establecer funciones claras

Desde el día que entra a trabajar el nuevo empleado a tu empresa, debe saber exactamente que se espera de él. Aprovecha el momento de la contratación para transmitirle está información, ya que será clave para que tenga un buen desempeño.

  1. La falta de inducción a la empresa y al puesto

Cuando un nuevo empleado se une a tu equipo, es vital darle una presentación general de la empresa, de las personas que forman parte de ella y del puesto que va a desempeñar.

  1. Generar falsas expectativas

Nunca hagas al candidato falsas promesas de ascensos o aumentos futuros, con tal de que acepte el puesto. Si no cumples, esto puede provocar que su estadía sea corta, ya el empleado se sentirá frustrado y difícilmente dará lo mejor de si mismo para el negocio.

  1. No reconocer el error de la contratación

Muchas empresas, pasados los tres meses de que empezó la nueva relación laboral, se dan cuenta de que cometieron un grave error de contratación y no despiden al empleado. Si hiciste una mala contratación, trata de encaminar al colaborador en su trabajo. Si esto no es posible y definitivamente la persona no es la adecuada para el puesto, trata de ayudarle a conseguir un nuevo empleo.

Pon en práctica estos consejos y verás que lograrás realizar contrataciones efectivas y reducirás la rotación de personal en tu empresa. Recuerda que la raíz del fracaso se planta desde la contratación.

fotos 630 x 248 pxls nomina