Resultados Relacionados a la Búsqueda:Contabilidad, Cuentas por Pagar, Inventarios

Controla desde un pequeño negocio con una sola caja, hasta un gran consorcio de sucursales multicajas

Simplifica y lleva un control de tus adquisiciones. Elabora órdenes de compra, recepciones de mercancía, compras y devoluciones

Controla los niveles de inventario de uno o varios almacenes en forma individual y consolidada

Contactar a Microsip

Permítenos atenderte compartiendo tus datos

MENÚ
Contactar a un representante
SOLUCIONES MICROSIP

Modularidad e integración, lo mejor de dos mundos en una misma marca.

Image Map

COMPARTIR EN:

Delegar o controlar: ¿Qué tipo de líder eres?

En las empresas, una de las mayores responsabilidades que tienen los directivos en su día a día se basa en la asignación de funciones y responsabilidades a sus equipos de trabajo. No obstante, esta importante tarea que acaba culminando en conseguir o no los resultados esperados, se puede enfocar de distintas maneras según el tipo de líder que eres. La clave reside cómo y cuándo delegamos las diversas tareas a los empleados y comunicar de una forma clara cuál es la responsabilidad u objetivos de cada uno para su realización. Si no se desempeña de esta manera, se puede caer en la frustración profesional de los trabajadores por no sentir la confianza de sus jefes.

Seguramente como jefe piensas “nadie puede hacer estas tareas, sólo yo”, o tal vez estás pensando “pierdo más tiempo explicándolo que haciéndolo”. Este tipo de pensamientos son símbolos de que te gusta tener el control y tus empleados te ven como una autoridad y no como un líder con el que puedan crecer/aprender de tu mano.

Delegar el trabajo en vez de controlarlo puede resultar tan exitoso para una empresa que definitivamente va a tener un impacto en la productividad y eficiencia de los empleados y en última instancia en los resultados de negocio.

Antes de delegar alguna tarea, los directivos deben analizar y examinar los motivos por los que desean encomendarla. La primera fase del análisis se debe centrar en las características del trabajo en sí y en la segunda fase desarrollar un plan de ejecución con objetivos específicos para el empleado.

Para llegar a ser este tipo de líder que sabe delegar y que deja atrás el control de cada una de las acciones de la empresa, es preferible cuestionarse las siguientes preguntas:

1.- ¿Por qué me cuesta delegar responsabilidades o tareas?

2.- ¿Por qué nunca lo hago?

3.- Si delego, ¿qué consecuencias positivas o negativas podré obtener?

4.- ¿Cómo debo reaccionar con el empleado y con la tarea en caso de no ser exitoso su resultado?

Una vez respondidas estas preguntas, los jefes deberán evaluar las tareas que desean asignar, a quién, cuándo y cómo hacerlo. Es importante mencionar que los líderes no sólo delegan las tareas que son aburridas para ellos, hay muchas actividades que pueden resultar retos positivos para los empleados y que serán un motivantes para sus carreras profesionales dentro de la empresa.

Por todo ello, sin duda delegar es uno de los retos más difíciles para un directivo. Otro paso esencial es dejar de pensar que al ceder alguna tarea se perderá el control y causará preocupaciones innecesarias. Al principio, puede ser desalentador para el directivo, pero si se desea sacar adelante a la empresa, es importante emprender acciones para poder enfocarse a otras acciones de valor.

Por último, con el objetivo de poder delegar responsabilidades de manera exitosa te recomendamos:

1.- Empezar delegando actividades con un plan de ejecución.

2.- Elegir quien hará la tarea de tu equipo

3.- Definir los objetivos con una comunicación clara

4.- Evaluar los resultados

5.- Reconocer los logros de los empleados

fotos 630 x 248 pxls nomina




Etiquetas: